Denunciamos que Lacalle “no ha movido un dedo” para resolver el problema del frío de los cívicos y los polideportivos

En el último Pleno la concejala Eva de Ara solicitó al alcalde que se solucionara el problema de frío en varias dependencias municipales.

El cívico de Río Vena no sube de 11 grados en los días más duros del invierno

Una semana después de que Imagina Burgos reclamara en el Pleno el arreglo de los sistemas de climatización en algunas dependencias municipales, el equipo de Gobierno sigue “sin atender las demandas de la ciudadanía”. Así lo ha denunciado la concejala Eva de Ara que, además, fue quien realizó la interpelación al alcalde, Javier Lacalle.

A lo largo de esta semana “han tenido tiempo” para solventar el problema que afecta, por ejemplo, al centro cívico Río Vena. De Ara ha consultado con técnicos municipales que le han confirmado que en los días que más frío ha hecho en Burgos, “la temperatura interior del cívico no ha subido de los 11 grados centígrados”; y en los días con menor incidencia de las bajas temperaturas se ha llegado a los 14 ó 15 “como máximo”.

La respuesta del alcalde en el Pleno fue que se realizarían las gestiones necesarias con los técnicos de Ingeniería Industrial “para subsanar estas deficiencias”. Pero lo cierto, ha asegurado la edil de la candidatura ciudadana, es que “aún sigue haciendo mucho frío y la gente tiene que estar abrigada en el interior”.

Una situación, la del cívico de Río Vena, que no es nueva. Dadas las características de ese espacio público, “en épocas de frío, la temperatura interior es muy baja”, a pesar de la climatización, y “en verano es muy alta”. Desde junio de 2015, Imagina Burgos he denunciado esta situación, así como el estado de conservación del edificio. Desde el equipo de Gobierno se han ido “poniendo parches” que no arreglan la “situación estructural” del inmueble.

Polideportivos

Pero el cívico de Río Vena no es el único edificio de titularidad municipal con importantes deficiencias en materia de climatización. No son nuevas tampoco las reivindicaciones reiteradas de los deportistas y equipos que utilizan las instalaciones de la ciudad. Algunas de ellas son muy palpables y están continuamente en boca de los usuarios. Es el caso de los polideportivos Javier Gómez, ubicado en el parque Virgen del Manzano, y del Mariano Gaspar, en el G-9.

Las instalaciones referidas son “muy deficientes” y no gozan de una adecuada climatización. Las temperatura que los niños que usan por las mañanas los polideportivos en horario escolar y los usuarios de la tarde han formulado reiteradas quejas por las bajísimas temperaturas que registran los inmuebles.

 

FacebooktwitterFacebooktwitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *