Reclamamos informes que aclaren las consecuencias que traerá al Ayuntamiento su salida del Plan Estratégico

Gil ha recordado que la presencia del Ayuntamiento de Burgos no es la de un socio más “sino que tiene un papel distintivo y relevante” y que Lacalle es su presidente. Las contradicciones sobre la entrega y el pago del proyecto de Aguirre Newman en la vieja estación provocan “un ridículo” que nadie quiere asumir

El Grupo de Imagina Burgos en el Ayuntamiento ha solicitado al equipo de Gobierno que el personal municipal competente técnico elabore los informes necesarios que aclaren “las consecuencias jurídicas” para la entidad asociativa y para el propio Ayuntamiento de Burgos tras “la posible salida del Ayuntamiento como socio de la Asociación Plan Estratégico”. Las consecuencias laborales para las personas que trabajan en la Asociación y las “de los proyectos pendientes  de conclusión o liquidación y las económicas”, como pueden ser las aportaciones pendientes de abonar por el Ayuntamiento o la responsabilidad municipal en posibles saldos deudores.

El concejal de Imagina Javier Gil ha recordado que la presencia del Ayuntamiento de Burgos no es la de un socio más “sino que tiene un papel distintivo y relevante” por lo que “una simple renuncia unilateral tendría consecuencias de calado” en la estructura de la entidad que deberían conocerse con exactitud para realizar la oportuna valoración y previsión de sus consecuencias.

Y es que según el Ministerio de Hacienda, la Asociación Plan Estratégico Ciudad de Burgos es “dependiente por control efectivo” del Ayuntamiento de Burgos. Gil ha recordado que según los estatutos de la citada asociación (artículo 26) la Presidencia de la misma corresponde al alcalde, Javier Lacalle.

Gil ha apuntado que el patrimonio fundacional de la Asociación Plan Estratégico de 60.101,21 euros “fue aportado por el Ayuntamiento de Burgos” y que, hasta hace pocas fechas, la entidad ha realizado proyectos de promoción por encargo del Consistorio “sin que se  conozca su estado de ejecución. Del mismo modo, “existen obligaciones económicas pendientes tanto del Ayuntamiento con la Asociación como de esta con terceros”.

Para Gil, también es preciso “conocer con exactitud las consecuencias laborales que, para las personas empleadas en la Asociación, teniendo en cuenta que la Intervención General del Ayuntamiento de Burgos señaló en un informe de 2011 que de acuerdo a la Ley de contratos del Sector Público,  la Asociación Plan Estratégico Ciudad de Burgos “formaría parte del sector público”.


Antigua estación

Gil ha denunciado también la “improvisación” de Lacalle con el contenido de la antigua estación. Ha puesto de manifiesto que el alcalde pretendía “financiar” la actividad del recinto con un restaurante “y una piscina de bolas”, un resultado que pudiera haber sido como el de la gestión del restaurante del Forum.

En julio de 2013 se estimó necesario incorporar al informe primitivo de 2013 “otro que justificara la insuficiencia de medios para cubrir las necesidades del contrato”, ha explicado. El Plan estratégico lo emite y el concejal de Hacienda, Salvador de Foronda, aprueba el gasto. Sin embargo el mismo edil exige en noviembre “justificaciones legales y presupuestarias para la firma”, pero el mismo día que Foronda exige ese documento, se firma el contrato entre Aguirre Newman y el Ayuntamiento.

FacebooktwitterFacebooktwitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *