Reclamamos que la ciudad cuente con los jóvenes para su política de juventud y más control para las zonas de botellón

Raúl Salinero se muestra partidario de que la vecindad de la zona del Casco Histórico “recupere la confianza en la Institución” al tiempo que reclama vigilancia policial y recuerda que el caso de este fin de semana no es aislado aunque sí el más grave y con mayores consecuencias

La candidatura ciudadana ha reclamado que el Ayuntamiento de Burgos implemente a corto plazo “medidas disuasorias” para las zonas de botellón en la ciudad, especialmente en el Casco Histórico, para evitar sucesos como el acontecido este fin de semana entre un grupo de personas y un vecino de la zona que ha acabado con una agresión hacia el hombre que bajó a pedir a un grupo de jóvenes que se abstuviera de armar ruido.

Para el portavoz de Imagina Burgos, Raúl Salinero,  lo ocurrido este fin de semana es una consecuencia más de la inacción del Ayuntamiento que ha “no ha escuchado a los vecinos” y de los recortes en la plantilla de la Policía Local; este tipo de actuaciones, mantenidas en el tiempo por el PP, han provocado que el vecindario “haya perdido la confianza en la Policía Local y el Ayuntamiento”, ha denunciado Salinero.

Todo ello ha sido el caldo de cultivo que ha acabado por provocar una agresión “que tiene que ser investigada por la Policía, no sólo para buscar a los agresores “sino para analizar lo que pasa desde hace años en esta zona”.

Para el portavoz de la candidatura ciudadana, el Ayuntamiento “se ha mostrado cortoplacista”, ya que en su día tomó la decisión de incrementar las patrullas y así “lo hizo durante 4 meses en los que tuvieron 544 intervenciones de Policía Local”. Pasado el tiempo, descendió la intervención y los vecinos están ahora “desamparados”.

El caso ha sido sonado, pero no es la primera vez que los vecinos han bajado a la calle. Tras las fiestas de la ciudad, las concentraciones de gente han descendido, aunque el botellón ha aumentado. “Había molestias jueves y sábados y en verano durante más días aunque con menos gente”, ha precisado.

 

Políticas de Juventud

Por su parte, la edil de la Blanca Guinea ha indicado también que para corregir el problemaDel botellón es fundamental la implementación de políticas “de juventud hechas por los jóvenes” y para los jóvenes.

Guinea entiende que lo ocurrido es una consecuencia de una circunstancia compleja. Por un lado, la “pérdida de confianza del vecindario”; y por otro, la falta de implicación “en potenciar las políticas de juventud”, todo ello en un barrio abandonado por el PP, que “esconde la cabeza esperando que estos incidentes se acaben, sin poner solución”.

Para ello, las líneas de trabajo de la candidatura ciudadana para “dar una respuesta colectiva” son, por un lado, “implicar a las familias, a la comunidad educativa, al Ayuntamiento y a los jóvenes” para erradicar esta situación estructural; “reforzar y diversificar” los programas de sensibilización; “que se incremente presupuesto” destinado a este fin; y que se habiliten “espacios de participación para los jóvenes”. Hasta ahora los planes de Juventud se han hecho de espaldas al colectivo y el Consejo Sectorial “sólo sirve para la foto del alcalde” ya que tiene capacidad limitada, ha denunciado Guinea.

FacebooktwitterFacebooktwitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *